Saltar a el contenido Saltar a la búsqueda

Cartucho de filtro CLARIS Smart

El filtro de agua inteligente

El 98 % del café está formado por agua. Igual de importante es que sea de una gran calidad para garantizar un resultado de café perfecto. JURA ha revolucionado la filtración de agua con el nuevo CLARIS Smart. Por primera vez, una máquina automática* se puede comunicar de manera permanente con un filtro gracias a la moderna tecnología RFID (Radio-frequency Identification). De este manera detecta si hay un filtro y activa automáticamente el modo correspondiente. Recopila continuamente la información sobre el uso del filtro y avisa cuando se ha agotado su capacidad. Gracias a estas cualidades, el cambio del filtro es más fácil que nunca y el CLARIS Smart puede aplicar todo su potencial.

Adecuado para cualquier tipo de agua corriente
El CLARIS Smart funciona conforme al principio profesional de corriente ascendente y filtra siempre la cantidad exacta de agua necesaria para la preparación. Gracias a su fórmula revolucionaria, los cartuchos de filtro son perfectamente aptos para el agua corriente de todo el mundo. El granulado adaptado permite filtrar la cal hasta una cantidad siempre adecuada (incluso con una dureza baja del agua) y reducir la cantidad de contaminantes con una eficiencia nunca vista. Mantiene sin embargo todas las sustancias portadoras del sabor, como minerales y fluoruros. Gracias a la óptima estabilización de la cal y a la filtración eficiente de las sustancias nocivas, el resultado siempre es una calidad del agua ideal para un aroma de café perfecto.

Detección automática de filtro
Para permitir el diálogo entre el filtro y la máquina automática, JURA aplica la moderna tecnología RFID. Todas las máquinas con sistema inteligente de agua (Intelligent Water System, I.W.S.®) detectan automáticamente cuándo se coloca un filtro, se conmutan automáticamente al modo filtro e inician el enjuague. Cuando se esté agotando la capacidad de filtrado, la máquina automática avisará sobre la necesidad de un cambio del filtro. En caso de que no se realice el cambio, la máquina activará el modo descalcificación. El requerimiento de realizar la descalcificación se mostrará en función del uso que se haga de la máquina. Solamente podrá realizarse tras retirar el filtro. Gracias a esto, las manipulaciones incorrectas derivadas de malas interpretaciones ya son cosas del pasado.
 
* CLARIS Smart ha sido desarrollado para las siguientes máquinas automáticas con sistema para toma inteligente de agua (Intelligent Water System, I.W.S.®):

  • Z8 
  • Z6
  • J6
  • J600
  • E8
  • E80
  • E800
  • E6
  • E60
  • E600
[+] más información [–] plegar

Disfrute siempre de un café perfecto gracias a una higiene con certificación TÜV

La organización de inspección internacional e independiente TÜV Rheinland ha otorgado a JURA el certificado para máquinas automáticas para especialidades de café sin contaminación a nivel microbiológico, aplicando los criterios más estrictos. Este certificado acredita que: los productos de conservación originales, adaptados de forma minuciosa a los programas de control electrónico, garantizan un nivel de higiene y limpieza con certificación TÜV en cualquier máquina automática para especialidades de café JURA.

Cal: causa averías y altera el sabor

La cal se deposita al calentar el agua. La cal estrecha los conductos, lo cual puede no solo prolongar los tiempos de calentamiento y aumentar el consumo de electricidad, si no que puede provocar la avería completa de una máquina. La cal no solo daña su máquina automática para especialidades de café, sino que también influye negativamente sobre el sabor del café. Si bien es cierto que, en cantidades reducidas, la cal aporta claramente un sabor particular, un contenido demasiado elevado de cal genera un regusto desagradable e impide que los aromas del café puedan expandirse en todo su esplendor debido a las oscilaciones de la temperatura del agua.

Con CLARIS la descalcificación pertenece al pasado

Utilizar el agua adecuada es determinante para el sabor, ya que el café está compuesto por un 98 % de agua. En muchos lugares, aparte de calcio, minerales y fluoruros, el agua corriente también contiene trazas de plomo, cobre, aluminio y cloro. Al estar ubicado directamente en el depósito de agua, el filtro CLARIS purifica el agua antes de cada preparación, garantizando agua fresca en todo momento. En este proceso, el filtro absorbe íntegramente los agentes dañinos y, a su vez, conserva los importantes fluoruros que actúan como portadores determinantes del sabor durante la propagación del aroma. Gracias a la perfecta composición del agua, cada especialidad de café se convierte en una experiencia de sabor definitiva. Con CLARIS, ya no son necesarios los trabajos de descalcificación.